>

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Si queremos cambiar nuestro entorno debemos aprender el valor del acuerdo. Nehemías entiende que no puede hacer la tarea por si solo, es por eso que convoca a los habitantes de Jerusalén a ser parte de la reconstrucción.

 

        

         Nhm 2:17 Les dije, pues: Vosotros veis el mal en que estamos, que Jerusalén está desierta, y sus puertas consumidas por el fuego; venid, y edifiquemos el muro de Jerusalén, y no estemos más en oprobio.

          

Dijo el sabio Salomón: “¿Andarán dos juntos si no estuvieren de acuerdo?”

 

¿Qué es estar de acuerdo? Para estar de acuerdo se necesita:

 

Una visión en común. Vosotros veis el mal en que estamos”.

Lo que vamos a hablar hoy es fuerte. Es un hombre que se ha mudado 1000 kms para decirle a los vecinos de Jerusalén que están viviendo en medio de escombros y que si a el le molestó, más le deberia molestar a ellos que hace 70 años que viven ahí.

El brote era de Nehemías, aunque los que convivían con la ruina eran los habitantes de Jerusalén, sin embargo, a ellos pereciera que no les molestara. Han vivido 70 años con las ruinas y las puertas quemadas enfrente de sus narices, pero habrían vivido 70 más si no aparecia Nehemías.

Es porque está ahí que ellos ahora se dan cuenta que están mal.

Si fuera la visión de Nehemías solamente, sería una visión humana, pero Nehemías al dar testimonio les comparte que la buena mano de Dios anda detrás del asunto y entonces la visión cobra otra dimensión: Hay visión espiritual. 

Nosotros como iglesia compartimos una visión común, hay una mirada que reconocemos que no viene de nuestras peculiaridades, sino que viene de la Palabra de Dios y que son las que nos dan un acuerdo acerca de y que nos une.

Nehemías le comparte del fuego de su corazón que se lo puso Dios y ellos lo toman… eso es tener una visión en común. Quizás podría haber optado por imponer su parecer, después de todo tenía la anuencia del rey babilonico, pero el acuerdo no viene por imposición sino por opción.

Si estamos juntos en esta aventura que llamamos iglesia, es porque hemos abrazado el fuego de Dios en nuestro corazón y compartimos la mirada que Dios tiene del hombre, de la familia, de la solución a nuestro dolor y al estar de acuerdo con la mirada divina, tenemos una visión en común.

 

Una acción en común. “Edifiquemos el muro”

Nehemías no era un descriptor de realidades, sino un modificador de las mismas y es por eso que no solo comparte la visión recibida, sino que los anima a una acción concreta: Edifiquemos.

No puede haber acuerdo si no hay acción conjunta. Esto tiene diferentes grados pero permítanme hablar del que me interesa… Para ser parte del ministerio Redentor, debemos estar de acuerdo en la acción a desarrollar.

 

        

         Redentor es una comunidad creciendo en amor, nuestro objetivo es ser eficaces en vivir y transmitir el evangelio a otras personas haciendo de ellas discípulos, a los fines de que la ciudad, el país y el mundo entero sean impactados, alcanzados y transformados con el mensaje de vida en Jesús.

 

La visión tiene una misión, una acción, un objetivo, creemos que hay muchas asignaciones que Dios ha encomendado a diferentes hombres de Dios en esta Operación llamada según Pablo: “Anaquefalaiosis” o sea “Reunir todas las cosas en Cristo”.

Todo lo que hacemos en Redentor debería hacerse para esto. La educación, la política, el arte, los medios de comunicación, las finanzas, la familia y la religión, todo lo que abordamos, debería contribuir a Edificar la porción del muro que nos ha sido asignada. 

 

Así esforzaron sus manos para bien. (vs 18b)

 

Un sueño a concretarse. “No estar más en oprobio”

Todo lo que hacemos debe tener un objetivo, hay un objetivo a corto plazo, durará 52 días y es reconstruir el muro… No estar más en oprobio, en vergüenza, en burla.

Pero hay un objetivo a largo plazo, que aún no comparte, porque ellos necesitan concentrarse en el primero.

Para Nehemías había un sueño primario y era darle a Jerusalén la seguridad necesaria para una segunda fase, la reconstrucción del tejido social. Reconstruido el muro, nosotros vemos que Nehemías se ocupará de reparar la identidad y la vida de sus paisanos.

A lo largo de estos años, Dios nos ha ido compartiendo su sueño y por ejemplo en la educación, nos hemos ido sorprendiendo, elevando la vara. Primero el jardín, luego el jardín maternal fuera del templo, luego el colegio primario, luego el colegio secundario, el CAU universitario y seguimos avanzando… todo por el poder del acuerdo.

 

Hoy es un día para revisar acuerdos, familiares, ministeriales, congregacionales… hay un poder  en estar  de acuerdo.

 

        

         Mt 18:19 Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquiera cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos.

          

         Señor, hoy venimos todos nosotros, parte de tu pueblo, para ponernos de acuerdo en oración, para pedirte que derrames de tu presencia en medio de nosotros que afecte nuestra ciudades, nuestro país, queremos pedirte que tengas misericordia de nosotros y que nos ayudes como iglesia para compartir de tu amor, de tu poder y que tu das una nueva oportunidad. Amén.

Pr. Daniel Cattaneo

Pr Daniel Cattaneo

 Soy Daniel Cattaneo, Pastor principal de Iglesia Redentor, Apóstol, Conferencista Internacional. Te invito a mi blog para que puedas ser bendecido con la palabra de Dios, por medio de los devocionales que comparto. Dios te bendice!

Newsletter

¡ SUSCRIBITE !, y recibí los Dias de Reconexión con Dios directamente en tu correo electrónico.
¿Te vas a perder lo que Dios quiere decirte?

©2020 Pr. Daniel Cattaneo. Todos los derechos reservados.
desarrollador web: Rodrigo Gould

Buscar